a random blog of a spotless mind in the new century…

Entradas etiquetadas como “amor

Love Yourself

“I know you’ve got the best intentios, just trying to find the right words to say. Promise I’ve already learned my lesson, but right now I wanna be not okay…”

(Sé que tienes las mejores intenciones, tratando de encontrar las palabras correctas que decir. Te prometo que ya aprendí mi lección, pero por ahora quiero no estar bien.)

 

DC10821C-CE4A-4C27-BF98-7400083D0239

 

¿Cuántas veces nos hemos callado nuestros sentimientos? ¿Cuántas veces hemos puesto una sonrisa cuando lo único que queremos es ponernos a llorar? ¿Cuántas veces hemos soportado malos tratos solo para no perder a alguien (o algo)? ¿Cuántas veces hemos fingido simplemente que todo está bien aunque no lo esté? O quizá no decimos nada por miedo a que nos crean “exagerados”, “sensibles”, que estamos quizá bajo mucho estrés que no sabemos lo que decimos. La cultura que tenemos de no expresarnos, de no hablar, de aparentar. 

 

He visto tantas personas cercanas a mí que necesitan con tantas ganas hablar, o solo necesitan desahogarse, o quieren escuchar palabras positivas. Nunca he considerado que dé los mejores consejos del mundo, pero siempre he considerado que soy buena escuchando, soy buena haciendo reír si es lo que se requiere, soy buena dando palabras de aliento o tratando de buscar el lado positivo de las cosas (en los demás). Y al final he escuchado tantas cosas, que hay algo que me llena absolutamente de tristeza. 

 

En mi corta vida (porque es corta, el tiempo es relativo?), a pesar de los halagos o las palabras bonitas que me han dedicado, YO tengo muchos problemas para quererme a mí misma, o para perdonarme ciertos errores, o para aceptar que merezco cierto tipo de amor y está mal, lo sé, porque “¿Cómo quieres que alguien te quiera si no te quieres…?” y bla bla bla. Lo entiendo, y es algo que yo trabajo y que también he aceptado. El universo y yo tenemos un acuerdo y estamos bien, el universo se mantiene al margen de mis decisiones destructivas. Y alguna vez me lo dijo mi psicólogo “estás muy consciente de cómo te sientes y lo qué tienes que hacer para estar mejor”, y si, es cosa mía vivir en un hoyo porque ahí no hace calor (mal chiste, but idk).

 

Tuve que exponerme (igual es mi blog así que siempre hablo de mí) para poder decir lo que me da mucha tristeza, y es que tantas personas tan maravillosas que conozco, con las que hablo, que son amigos, familia o solo el conocido de mi conocido, pero todos MARAVILLOSOS y no se dan cuenta de lo valiosos que son. Los veo sufrir, hacerse menos, sentirse mal, dejarse a si mismos porque otras personas se los han hecho creer, porque les han tratado mal, porque les han pisado tanto que se les hace normal. Otras por el contrario, dejan que su valor dependa de lo que su pareja decida, o de lo que su trabajo decida, o de lo que su familia le dice que debe valer, o de sus posesiones materiales, incluso lo que la sociedad les diga.

 

Y no, oiganme bien, ustedes no valen nada de eso… valen más. Son ORO, son todo y más. 

 

Vales porque sigues aquí brillando, muchas personas te han querido apagar diciéndote cosas negativas, haciéndote creer que no vales nada, que no sirves, que estás roto, que estás mal, te han señalado tanto tus errores que no se dan cuenta que los que no valen son ellos, y que tú nunca has dejado de brillar, ni en tus días más oscuros se apaga tu luz, porque es enorme.

 

Vales porque siempre tienes una sonrisa que contagia, no importa si te estás cayendo a pedazos, si tuviste un mal día, si te sientes mal, o si no tienes ganas, tu sonrisa no se va y te agradezco por ser esa persona que hace sentir bien, pero tienes todo derecho a sentirte mal, a que te escuchen, a que atiendan, a que te cuiden, no tienes que cuidar de todos, ni estar bien por todos, porque al final eres un ser humano y no eres perfecto, ni feliz 24/7, nadie es feliz 24/7 y si alguien lo fuera, no tienes porque serlo tú también. Te puedes quebrar un día, puedes explotar, gritar, no tienes que sonreír siempre, porque hacerlo aún cuando sientes que todo te quema por dentro, duele más. 

 

Vales porque eres real, porque sientes como todos nosotros, porque te equivocas, porque fallas, porque aprendes. No tienes que aparentar, por favor, no aparentes, NUNCA, ni por tu familia, ni por los vecinos, ni por la sociedad en general, no te muestres una sonrisa cuando lo que sientes es tristeza, deja que esa persona real salga a flote, no aguantes por miedo a fracasar o a equivocarte, no vivas en una casa chiquita cuando eres un gigante. No te conformes, no te quedes en una relación por miedo a estar solo, no apliques nunca el “tenemos el amor que creemos merecer” porque mereces sentirte amado, feliz, en armonía, admirado, protegido, respetado. No finjas ser una persona que no eres, sé tú, porque siendo tú vales muchisimo más que siendo lo que otros quieren que seas.

 

Vales porque eres único e irrepetible, porque en este mundo no hay nadie más como tú. NADIE. Con defectos y virtudes, gordo o flaco, alto o chaparro, con un genio horrible o dulce y tierno, eres quién eres gracias a todo lo que has vivido, a quiénes te educaron, a lo que has aprendido, a tus errores, a tus aciertos, a tus dudas, a tus gustos, tus disgustos. Tú eres tú, y es imposible que alguien pueda reemplazarte en el mundo, no es posible, no es lo mismo. Habrá personas que te hagan sentir que está mal ser tú, que hay mejores, que una de tus amigas te reemplace, que tu ex pareja te haya cambiado por otra persona ¿y? esa otra personas no es tú, nunca lo será y el valor que tienes sigue siendo el mismo, porque nadie puede ser como tú. Eres el sazón de tu mamá… nadie más lo tiene.

 

Vales porque amas lo que haces, porque un salario no define tu valor, ni un puesto, ni irte de vacaciones cada mes, o tener un closet lleno de ropa y zapatos de diseñador. Hay personas que pueden flashear ser mejores que tú por tener más, por “ser” más que tú, pero son gente superficial que no sabe el verdadero valor de las cosas, personas que solo quieren tener como si el poseer más les diera más valor humano y no, así no son las cosas, nunca te compares así. Si solo sales de viaje una vez al año está bien, si nunca has salido del país está bien, si tu puesto de trabajo no es tan alto como quisieras pero trabajas haciendo algo que te gusta, o por darle algo a tu familia está bien, las cosas materiales, incluso los trabajos van y vienen, un día estás arriba, otro abajo y eso no define tu valor como persona, ser honesto con uno mismo, disfrutar lo que se tiene sin mirar lo que tienen los demás, celebrar con otros los éxitos en lugar de envidiarlos, alentarlos a ser mejores. Tu empatía, tu forma de hacer las cosas, tus ganas, tu amor, todo eso vale más que cualquier otra cosa.

 

Vales porque día a día sacas a toda tu familia o a tus hijos adelante, das todo por ellos, te las ingenias para ser fuerte, te sale el lado superpoderoso con tal de ver a tu familia feliz, no hay persona más grande y valiosa que tú, a veces ese super poder nadie te lo reconoce, ni tu misma familia, a veces tienes que soportar malas caras, o desprecios, y no está bien, no por amor debes soportar eso, porque vales demasiado y nadie debe sentir que te tiene seguro en su vida, así que si quieres gritarles, enojarte, llorar, o regañar, HAZLO, porque nadie debe tratarte mal después de que das todo por ellos. Y una cosa más, tu familia aprende del ejemplo, enseñales que nadie debe dejarse hacer sentir mal POR NADIE, ni por su propia familia y el levantar la voz no significa que no les quieras, significa que te quieres y les quieres lo suficiente para enseñarles la lección más importante de su vida. 

 

Vales muchisimo más de lo que puedo expresar en una entrada de blog. Te conozca o no te conozca, si estás leyendo esto es porque para mi VALES, para mi eres increíble, eres asombroso, eres amor. No necesitas todo este rollo para saber que vales porque aunque yo no lo diga, igual vales oro. No necesitas que tu familia, tu pareja, tus amigos, ni nadie te asigne valor, tú te das ese valor, CRÉETELO, VÍVELO, GÓZALO, eres valioso en este mundo. Una vez que tú sepas cuánto vales, ya nadie podrá quitartelo, no importa cuánto lo intenten. 

 

A todas esas personas que amo y adoro con todo el corazón, que me han tenido la confianza para hablar conmigo cuando están mal, o que por alguna razón he escuchado sus situaciones, a todos ustedes los abrazo infinitamente (aunque no me gusten las demostraciones físicas y públicas y de afecto). 

 

Valen mil.

 

LaÖ

 

B2517070-2956-4941-A2C6-B806C980C376

Anuncios

(Un)Lost

Adiós 2016“… Todos ansiábamos y esperábamos decir esto desde hace ya varios meses. Por fin llegó el día “Adiós 2016, no te molestes en volver“. Mis sentimientos hacia este año están un poco divididos, por un lado lo odié con todas mis fuerzas, y por el otro, me enseñó tantas cosas que se lo agradezco de todo corazón. 

¿Lo peor? Lo peor fue perder a mi amiga fiel, dejar de ver esos ojitos mustios al pedirme comida, dejar de sentir su cuerpecito encima del mío todas las mañanas, dejar de jugar con ella, dejar de dormir con ella, dejar toda mi vida con ella. Nunca te preparan para decirle adiós a tu compañero incondicional, sin embargo, hay algo en la vida llamado “Madurez emocional” que nos dice que aunque nos duela, debemos hacer lo que es mejor, en este caso, era decir adiós. 

¿Lo mejor? Reencontrarme, aceptarme, quererme, valorarme y por mucho que odié hacerlo, todos esos momentos en el año en dónde me tiré a llorar odiando demasiado lo que me sucedía, odiando ser tan débil, odiando ser tan insignificante, odiando no poder cambiar ni a mi, ni a las personas, simplemente odiando TODO, me sirvieron para darme cuenta de lo que realmente quiero, y de que no pienso conformarme, que todo cuesta, y que ser feliz no viene en bandeja de plata, tampoco significa que deba sufrir todo el tiempo, solo significa que debo encontrar un balance para aceptar lo que sucede y hacer algo al respecto. 

Recuerdo este año de inicio a fin, lo recuerdo por temporadas, por campañas publicitarias, lo recuerdo por momentos, lo recuerdo por personas, lo recuerdo con detalles, lo recuerdo con lágrimas, lo recuerdo con viajes en uber, con corajes, con peleas, con alegrías y lo recuerdo con un fuerte dolor de riñón. Me sucedió tanto, tan rápido y tan de golpe que si no aprendí nada sería una gran pérdida. 

Aún me quede con ganas de más días, y eso que hubo días extra, quería más travesuras, más derrotas, más tiempo. Pero por otro lado, tengo 365 días más para darme en la madre y seguir adelante, como siempre. 

Mi amiga dice que digo esto todos los años, o que al menos si lo dije el año pasado, pero la realidad es que este 2017 es el bueno, porque 30 años en el mundo merecen 365 días de celebración, y si he de pasar todo el año borracha, que así sea

De cualquier forma, cero preocuparte por cosas que no puedes resolver, cero amargarte por personas que no aportan nada bueno a tu vida, cero permitir que te hagan sentir que mereces menos de lo que vales, cero conformarte, cero sufrir más de 1 semana por lo mismo. Ya va siendo hora de que disfrutemos todos estar con vida, que disfrutemos lo que se nos da, lo bueno y lo malo, que disfrutemos las derrotas y aprendamos para poder corregir errores y avanzar, disfrutemos a las personas que tenemos, a las que llegan por breves instantes y se van dejándonos alguna enseñanza, disfrutemos el ahora, y sobre todo, disfrutemos ayudar, disfrutemos repartir amor.

Gracias a los que están, a los que llegaron, a los que se fueron, y a los que permanecerán. Sin ustedes yo no sería yo. 

Con amor, 

LaÖ


Songs about… Shoes.

Puedes tratar día con día enamorar a una persona, puedes incluso noche tras noche pedir en silencio que nunca se vaya, y si es posible harás todo lo que esté en tus manos por hacer a esa persona feliz, aún si eso significa olvidarte de tus propios sentimientos. Pero la verdad es que aunque trates, aunque pidas, aunque lo desees, si esa persona no quiere estar contigo, no habrá nada que la haga quedarse y hay que saber dejarla ir. “A fuerza, ni los zapatos entran“. Y está bien, estará bien, solo necesitas ir a probarte otros zapatos. 

En fin, en esta vida hay muchos amores… o muchos zapatos (si, vamos a hablar de zapatos porque mi pobreza y mis ganas de tener zapatos me han inspirado). 

Todos tenemos un par de zapatos que amamos, que están rotos, sucios, olorosos, pero los amamos, son los zapatos que usamos cuando queremos estar cómodos, con ellos somos nosotros mismos, naturales. Incluso hemos tratado de buscar su reemplazo, pero nunca lo encontramos, y es que hemos pasado tantas cosas con esos zapatos que ningún otro zapato puede compararse con la comodidad que estos nos dan. Son algo así como el amor de nuestra vida. No importa cuántos pares de zapatos tengamos, siempre vamos a hablar de estos, siempre los vamos a recordar y ningún otro zapato será como ellos, jamás. Pero ojo, muchas veces simplemente tenemos que tirarlos, aunque nos duela. Hay personas a los que esos zapatos les pueden durar toda una vida y está bien, pero hay otras personas que simplemente necesitan más zapatos, y eso también está bien y es necesario.

Por otro lado siempre está el par de zapatos que queremos tener en nuestra vida, esos que desde que los vimos nos enamoramos de ellos, que son carísimos, que hacen que nos veamos de 1millón, son los zapatos con los que soñamos todas las noches y juntamos todas las quincenas un poquito de dinero para poder tenerlos… Y cuando al fin pasa, cuando son nuestros… bueno, nos lastiman, nos sacan ampollas, usarlos nos hace llorar pero tirarlos nos duele también, y somos capaces de usarlos solo para demostrar que se nos ven bien, nos quedan bien y todo está bien cuando la realidad es que nada está bien pero no queremos admitirlo porque pasamos tanto tiempo soñando con ellos que nos duele admitir que nos equivocamos. Ese tipo de amor varios lo hemos tenido, y seguro muchos recordaron a alguien mientras lo leían, bueno, ese tipo de amor es tóxico, y sí o si, debemos deshacernos de él, no importa qué tan hermoso sea, o cuanto nos hayamos esforzado en tenerlo o mantenerlo, simplemente no nos hace bien y está bien admitirlo y buscar un nuevo amor… 

También hay zapatos que a veces no nos gustan a primera vista, pero al probarlos DIOS MÍO son perfectos, es como si estuvieran hechos para nosotros, nos vamos enamorando poco a poco de ellos, y al final no queremos soltarlos jamás. Es el tipo de amor que te entiende, que te ama y respeta por lo que eres, que no pretende que cambies, si no que realmente está hecho a tu medida, ese amor que pocos encuentran así casual.

Existen también los zapatos que siempre nos gustan, que vemos y vemos mil veces en las tiendas y decimos “algún día” y ahorramos, y soñamos con tenerlos ya pero por una cosa u otra no los compramos y cuando vamos a hacerlo, ya no están, no hay de tu talla, o se acaban de llevar el último. Tenemos que ver cómo otras personas los usan mientras nos quedamos con las ganas. Es algo así como el amor platónico, o como cuando nos friendzonean, que nos gusta alguien y lo amamos en secreto pero pues nunca decimos nada, y lo vemos ir y venir con mil personas menos con nosotros. Quizá algún día podamos tener esos zapatos, quién sabe, todo depende… 

 Hay un tipo de zapatos que son algo así como una compra estúpida, es decir que los compramos porque nos gustaron, porque estaban de moda, porque hiciste un volado y esos ganaron, lo que sea, los compraste y fue un gusto momentáneo y al final ni te gustan tanto. Ese amor es todos los amores que tenemos cada fin de semana, cada que vamos al antro, cuando ligas en un bar, son todas esas personas que solo conquistas por un rato y luego te quieres deshacer de ellas, amores fugaces si tuviera que ponerles un nombre.

En fin, zapatos hay muchos… amores también, pero lo que realmente importa es encontrar aquella persona que nos haga feliz. Siguiendo por la línea de los zapatos, necesitamos encontrar ese par perfecto que no nos cause ampollas, ni nos haga imposible caminar, que sintamos que vamos flotando pero a la vez que nuestros pasos son firmes. Necesitamos un par que nos guste de la punta al talón, que no nos cueste 2millones, pero que cada peso invertido en el sea exacto lo que vale, que podamos usarlos en nuestros días malos y en los buenos, que no nos dé pena que nos vean caminando con ellos, pero que tampoco dejemos que los zapatos nos opaquen. También debemos tener presente que nuestra vida no va a girar entorno a esos zapatos, si no que ellos son acompañantes en nuestro camino por la vida.

No sé que tanto sentido tenga todo esto, solo sé que necesito más zapatos en mi vida y un amor a quien poder pedírselos… 

xX
  


Dangerous

Te quedas mirando una página en blanco, esperando que aparezcan de forma ordenada todos los pensamientos que están dando vueltas en tu mente… No pasa nada.

 

“No te encariñes” te lo repiten tanto toda tu vida, con los animales, con un simple juguete, un amigo en vacaciones, y en el amor. Te lo dicen tantas veces que en un punto de tu vida, esa advertencia dejo de significar algo, supongo que al final no lo repitieron tanto como debían.

 

Creo que en el fondo queremos ser capaces de creer que el objeto de nuestro cariño nos corresponderá, que no se irá o no nos defraudará. Pero todo en esta vida cuesta, y el error de encariñarse con algo o alguien que no nos corresponde se paga caro.

 

No tengo un consejo o una lección de vida de la cual puedan sacar algo bueno, y el simple hecho de no tener una se debe a que hasta la fecha yo no he aprendido a no encariñarme, por lo que no sabría decirles nada bueno salvo que a veces, muy pocas veces, el cariño es mutuo.

 

Siempre he creído que querer no es malo, querer es bonito, querer puede ser algo bueno, pero hay personas que no lo valoran, quizá las han querido tanto toda su vida que un cariño mas o uno menos no hace la diferencia. Habrá otras a quienes no las quieran nada y el sentir cariño sea algo terrible para ellas. Pero ¿cómo diferenciarlas? Realmente no se sabe, es algo con lo que tendrás que trabajar al ir conociendo a la persona, quizá recibas muchas señales de que el cariño no es mutuo, y/o de que esa persona no esta acostumbrada al afecto y tendrás que tomar la decisión de seguir gastando energías o darte por vencido.

 

Aunque si eres como yo, darte por vencido no es una opción, y lo peor de ser como yo es que estarás ahí perdiendo cada gota de dignidad que te quede.

 

Como sea, encariñarse no es malo… Porque todos merecen ser queridos, no vamos a querer a todas las personas nosotros solos, pero alguien más lo hará, tiene que hacerlo alguien más… Y si no, bueno, quizá esa persona hizo algo terrible en su otra vida y en esta vida, y por eso está sola, y eso no nos corresponde a nosotros.

 

En fin, muchas veces pretendo escribir algo y termina siendo otra cosa, así son los pensamientos, así es el amor, así es la vida y así soy yo, no tengo las cosas claras y probablemente nunca las tendré… Pero que quede claro, que encariñarse no es tan malo, es malo cuando no es correspondido, es malo cuando el cariño se transforma en obsesión y es malo cuando deja de ser algo lindo para transformarse en algo enfermizo.

 

Lo que el mundo y su gente necesita es mas amor, más tolerancia y menos miedo.

 

O al menos eso creo, pero ¿yo quien soy para decir eso?

LaÖ 
Esta entrada es muy corta pero la vengo pensando desde hace una semana aunque no lo parezca… Mátenme, mis ideas son un desorden y yo también.
img_3371

Lost Stars

“What’s so wrong? Why the face so long? Is it over? And where you going that you no longer belong here? And distance tells you that distance must come between love, Where have you been Luv? When the mistake we made was in never having planned to fall in love, Luv…”

Saudade

Hay una frasesita que suelo poner mucho como estado de Whatsapp (no que les interese lo que pongo como estado, pero ejemplifica mi estado de animo diario) que dice “Todos cambian y siguen adelante pero yo no. Estoy triste y eso nunca cambiara.” Ay pero que pesimista la mujer, ya sé, igual no es algo nuevo o impactante para nadie, así he sido siempre y esta claro que no va a cambiar.

Alguien hace no mucho me regaño por haber tenido un pequeño ataque emocional y haber escrito en un diario (que muchos saben que estoy haciendo) todas las cosas que odio de mi… Bueno, imaginaran que obviamente son cosas para nada lindas, lo peor es que parecía no poder parar de escribirlas. Yo entiendo que todos tengamos cosas que no nos gustan de nosotros mismos, es normal, pero al grado de casi hacer un ensayo, solo yo… y quizá algunos más.

Tengo perfectamente claro que no soy mi persona favorita en el mundo, y tengo aún más claro que esa es en parte la razón por la que la mayoría del tiempo siento que no merezco que me quieran (por así decir) Igual aunque lo tengo claro, no hago mucho al respecto, a mi forma de pensar, soy un caso perdido, un desafío para la ciencia. El lograr que yo pase del lago oscuro al lado del bien es todo un reto, reto que les suplico a todos no lo intenten porque solo logran hacerme sentir peor.

No sé ni siquiera por qué estoy escribiendo todo esto, en serio que no lo sé… Además de que la mayoría no me lee… y los que me leen bueno, soy sólo una lectura más, un tanto deprimente pero una lectura al fin y al cabo. Realmente nunca he escrito para que me lea alguien a menos que yo sea quien de alguna forma haga llegar lo que escribo a manos de alguien (cosa que muy rara vez pasa)

Odio decir “Adiós” sea cual sea el caso, así sea por un día… odio despedirme de las personas, y lo odio más si es un adiós casi definitivo, no soy buena cortando lazos o relaciones, soy la peor persona en el mundo para cortar de tajo con una persona, así me hayan hecho el peor de los daños, no puedo simplemente dejar a las personas ir. Siento que si yo no saco a las personas de mi vida, ellas NO DEBEN irse, es como quitarme el poder de decidir sobre nuestra relación afectiva y me imponen algo que quizá no quiero (¿Notan como ya cambie el tema?)

El que una persona me diga “Oye, sabes que, ya no quiero ser tu ___” me duele, me parte el ego (que de por si es pequeño) y me hace cuestionarme si acaso soy tan mala persona o tan poca cosa como para que se quieran marchar, si en vez de decirme algo solo se alejan, igual me duele, y siento que hice algo malo para alejarlos, y el que decidan que la separación es lo mejor para mi es… peor, o sea, ¿Quiénes se creen para saber que es lo que YO necesito? Que tal que yo quiero esa maldita relación destructiva… En fin, yo no sé lidiar con nada de eso, cualquier situación me pone mal y solo añade cosas a la lista sobre lo que odio de mi.

Pero si yo soy la que dice “Ya no te quiero en mivida” bueno, entonces es definitivo, no quiero a esa persona en mi vida, me alejo y le resto importancia pero jamas cierro la puerta… porque no sé hacerlo.

Para mi cuando alguien llega a mi vida es como “Hey, te quiero en mi vida, aquí esta la puerta abierta, haz favor de pasar, ponte cómodo y espero te guste la estancia“, cuando decido que es momento de dejar a alguien ir porque así lo quiere la otra persona es algo como “Bueno, dale, comprendo que necesitas irte, si hice algo mal lo siento, no fue mi intención, dejo esto entre abierto en caso de que decidas volver“, pero si esa persona me hiere y me hizo daño la cosa es como “¿Sabes? me lastimaste feo, pero aún así eres parte importante de mi vida, de mi historia, te perdono si es que te arrepientes de lo que hiciste, no te prometo que las cosas sean iguales pero si quieres volver sólo abre la puerta con la llave debajo del tapete y veamos que sucede“, aunque claro están las personas que definitivamente no quiero volver a ver y ahí es más o menos así “Puedes irte yendo mucho a la mierda y no se te ocurra volver porque no quiero saber absolutamente nada más de ti, que alguien más soporte tus pendejadas, bye

Y es así como espero que entiendan todo esto. No me gusta decir adiós, no me gusta perder personas que se hicieron importantes en mi vida, no me gusta sentirme tan poca cosa como para que se alejen de mi. Sé que tengo una gran pila de defectos pero hasta donde tengo entendido por las personas que me aman y me toleran con todo y todo, soy bastante decente y vale la pena conservarme en sus vidas.

Como sea, a pesar de que no me guste, tampoco me gusta rogar que se queden a mi lado, es por eso que hago un interrogatorio masivo para descubrir si eso es lo que en verdad quieren y de ser así entonces… adiós, no cierro la puerta a menos que esa persona la cierre, pero tampoco voy a suplicar que haga algo que no quiere, permanecer conmigo.

Duele que personas con las que compartiste tanto se vayan de tu vida, pero a veces, lo he dicho y lo sostengo, todos somos solo un amigo en el camino, que llegamos de pronto a la vida de alguien, le enseñamos lo que en el momento necesita y nos marchamos, porque nadie es indispensable y porque al final el mundo sigue girando, con o sin ti, con o sin esa persona. Duele, se extraña pero creo que en un par de días, semanas, meses o años, será un bonito recuerdo… o algo que nos haga querer agarrar a palos a todos, pero bueno… entienden el punto.

Así que con todo esto y con mi inicio medio dramático de corazón roto, pues bien, todos aquellos que no quieran estar en mi vida son libres de irse, nada los retiene, saben donde buscarme, saben que soy de las únicas personas que desde el 2007 no cambia su número de celular, saben que tengo más de una página para encontrarme, la gente que no quiere estar conmigo simplemente no lo esta. Y a la que si, a la que a pesar de todos mis defectos y mi manera antisocial de ser la mayoría de las veces, gracias por quedarse, por estar conmigo y por no arrepentirse de haberme dicho “Hola”.

Con amor.

LaÖ

Fran;(<//3


Truly, madly, deeply…

“Maybe one day I’ll find the imperfect, quirky guy who thinks I’m a princess. He’ll love me despite my emotional diseases, and he’ll put up with me because he thinks I’m worth it. Time will stop when we’re together, and when I’m with him I won’t see anything else. Hopefully one day I’ll be to define love from experience. Or maybe, maybe at that point it won’t need a definition. Love, after all, is just a feeling.”

image

Bien dicen que lo esencial es invisible a los ojos, y que solo vemos con el corazón, pues ese dicho últimamente lo he puesto en práctica. Conocí a alguien, una persona que mágicamente me cautivo (así a ciegas como ya lo explique antes) en una situación de lo más inusual.

Hubo un tiempo entre finales del 2011 e inicios del 2014 que no creía que ninguna persona me haría sentir así de bonito, así de bien, siendo honestos me había convertido en una amargada total, y persona que conocía, persona que me parecía “meh” nada excepcional, nada que mereciera mi atención hasta que sucedió.

Real o no real, la persona que conocí y con la que he hablado por casi 8 meses es maravillosa, me hace ver día a día que soy capaz de tener una relación, y no una relación cualquiera, una que llegue a pensar sería casi imposible tener porque la bidabaleberga. Me hace sentir bien por estar completamente loca y por ser tan “mamona”. Me aplaca cuando me “hago rollos” y me escucha cuando me siento mal aunque sea la tontería más grande del mundo.

Es a veces muy extraño la forma en que nos “complementamos” nos reímos como amigos de las cosas mas simples del mundo, nos extrañamos como locos cuando nos llegamos a ausentar sin dar explicación, nos enojamos como niños caprichosos por cosas de lo más tontas o por malentendidos de todo tipo, nos escuchamos casi como terapeutas, muy atentamente haciéndonos sentir en confianza, y nos queremos de una forma única y especial.

Y es que hablar de “amor” en este caso es complicado, pero es el sentimiento más lindo hablarle todo el día, hacerlo reír con la cosa mas random del mundo, o hacerle sentir que de este lado se le quiere mucho más de lo que piensa (ja me robo sus frases YOLO)

Es tener una persona que se preocupa por tu estado de animo, que se preocupa por tus horas anormales de sueño, que a veces espera que sea un poco mas tarde para escribirte porque muy quizá estés dormida, que a pesar de ser medio “aweonao” siempre estará ahí porque te quiere…

Pero sin duda lo más lindo es saber que el sentimiento es de ida y vuelta, que igual puede sonreír como tonto con un mensaje tuyo y que igual puedes hacerle sentir mejor con un par de palabras, que todo lo que sientes tú también lo siente él y que el cariño, la amistad, el amor, la confianza y todas esas cosas son reales.

Es difícil no enamorarse o encariñarse con él cada vez que dice algo, no porque suene bien o se vea bien, es porque cada vez que hablo con él me siento especial. Es una persona interesante e incluso si no me gustara, me gustaría hablar con él, porque nuestras conversaciones van desde lo estúpido, a lo inteligente pasando por lo filosófico, y es una locura creer que hablemos tanto y de todo y aún no acabamos de conocernos, sin embargo no cambiaría nuestras pláticas por nada del mundo.

El que no tenga una cara o un nombre real no le quita importancia o hace el sentir menos relevante, porque los sentimientos se sienten, no se ven.

Con certeza puedo decir que si dejara de hablarle me sentiría muy triste. Sé que nada es eterno, que las personas cambian, los sentimientos se desvanecen y el tiempo no se detiene, pero espero perdure hasta que la tristeza de su partida sea soportable o por el tiempo que él decida “I swear that I will never leave, stay as long as you need”

Y no me hagan preguntas sobre todo esto, que el sentimiento es mio y de nadie más (bueno y suyo, creo)

Que wea tan extensa, rara y complicada para ustedes los mortales, pero soy una personita demente con feels y esto es lo que hay.

XOXO


You Know What I Mean

“Acting is not about being someone different. It’s finding the similarity in what is apparently different, then finding myself in there.”
-Meryl Streep

 

Desde que tengo memoria una de las cosas que siempre quise hacer pero que nunca hice por mi estúpida timidez, fue actuar, aunque realmente en la vida eliges dos caminos: actuar sin un escenario o actuar en uno.

Como sea, descubrí una parte en donde puedo hacer a medias ese sueño realidad. En twitter, en el llamado twitter fake o fakeland. Ahí muchas personas interpretan a algún personaje de cualquier tipo, celebridad, ficticio, blogger, lo que sea y encuentras historias de lo mas raras. La verdad todos los días son divertidos, siempre hay algo gracioso o siempre hay alguien queriéndose hacer el gracioso y básicamente no hay días tranquilos.

Sin duda alguna como cualquier sitio en el ciberespacio, fakeland también es un riesgo si te expones de más y por lo tanto el decir demasiadas cosas sobre ti a alguien que no conoces es y siempre sera tu responsabilidad, porque así como conoces a personas maravillosas, conoces a cada hijoeputa que para que les digo.

Todo ahí empieza como una forma de distracción de la realidad y todos se esconden detrás de la tan famosa frase “esto es fake, no es real, es un juego” y con eso justifican muchas acciones que hacen a manera de “juego” pero lo cierto es que al final del día fake es el reflejo de ti, el personaje siempre tendrá la esencia de tu persona porque no te dan un guión a seguir, ni siquiera sabes si el personaje que elegiste haría eso en la vida real, todas las acciones que haces son reflejo de lo que tú como persona harías si estuvieras en esa situación y es por esa parte que fake llega a ser muy estresante para algunas personas.

En el ciberespacio todos somos desconocidos y lo único que nos une de cierta manera es la soledad en diferente nivel, ya sea que estemos ahí por diversión o porque solo ahí podemos ser nosotros sin que nos juzguen, ya sea porque somos malos socializando o porque nuestros amigos reales no nos comprenden del todo, sea como sea, lo que todos buscamos de un monitor a otro es que nos comprendan, que alguien nos escuche y generar algún tipo de emoción que creemos no podemos generar o encontrar en la realidad.

Si, bueno, se lee muy intenso y dramático pero es más o menos así, todos en cierta medida nos sentimos solos, si no fuera así no generariamos lazos con personas que físicamente están a millones de kilómetros o que quizá hablan otro idioma, al final nos sentimos identificados por la música, la manera de pensar o las cosas que hemos vivido. Pero bueno ese ya es otro punto que quizá eventualmente tratare… Quizá.

Como sea, en fake hay de todo, puedes encontrar a una mejor amiga que tenga 10 años menos que tú y te comprenda y escuche quizá mejor que los amigos de tu edad, puedes encontrar una persona igual de demente que tú con la cual pasar la mayoría de tus días (o en mi caso madrugadas) puedes encontrar personas que sin conocerte te dan apoyo o tratan de hacerte feliz. Igual conoces a personas que te odian sin razón y solo buscan la manera de “destruirte” pero eso lo hay en todos lados. También habrá personas que trataran de buscar información real sobre ti con tal de exponerte y hacerte sentir mal, pero afortunadamente (y sólo si sabes buscar) habrá personas que te defenderán ante todo.

La única magia de fake es que todo lo que sientes, la empatia, el cariño, el “amor” todo, lo sientes a ciegas (bueno la mayoría) y es bien sabido que cuando careces de un sentido los demás se activan, en este caso el sentimiento es más sólido porque te encariñas lenta y genuinamente de una persona cuyo rostro verdadero no conoces, te encariñas con el alma de la persona, al final el físico es lo de menos porque sea como sea la vas a querer.

Lo difícil de fake es separar todo lo que sientes, es recordarte que al menos el 50% es mentira, o al menos eso al principio, no todos serán honestos, no todos mostraran su verdadero ser, por lo que tienes que entrar como si fuera el mar, poco a poco tentando la fuerza de las olas y solo si te sientes seguro dejarte sumergir por completo, aunque igual no garantizo que no te ahogues, siempre hay problemas, pero si hay problemas es cuando debes tomarte un respiro y recordar que si algo no te gusta lo puedes cambiar, que siempre puedes borrar todo y empezar de cero, eso o mandar a todos a la chingada, al final no los conoces ni ellos a ti y equisde la vida ficticia sigue.

El tema del amor es complicado, porque ahí son dos factores, el factor del sentimiento de personaje a personaje y el factor de cariño y empatia de ae/user/owner/etc a ae/user/owner/etc. Es decir los personajes podrán tener un historia de como se enamoraron y todo y hasta cierta forma tú también te enamoras pero es algo que difícilmente se podrá dar de manera real por la distancia pero no quiere decir que no se sienta un cariño o una conexión especial con esa persona con la que hablas todo el tiempo y sabe sacarte sonrisas reales, aunque bueno también esta la posibilidad de que la otra persona sea de tu mismo sexo (ya que es común que varios personajes masculinos sean creados por una chica) y eso ya depende de cada quien porque igual hay muchas chicas que buscan en fake un forma de expresar su sexualidad sin ser reprimidas. Yo no le encuentro nada de malo, porque al final los detalles y todo lo vivido vienen de esa persona, por lo cual aunque yo no fuera gay la querría de igual manera, pero hay muchas chicas que entran a fake buscando un novio real, y eso se me hace tan estúpido, y no porque no se pueda dar pero vamos, si quieren pareja hay sitios webs específicos para encontrar una con filtros especiales de búsqueda, porque muchas de estas chicas terminan haciendo sentir mal a otras por no ser un chico y no esta padre.

De nuevo me estoy alejando del tema. Pero en si hablar de fake es hablar de muchas cosas. Es hablar de como hay personas que viven juzgando a otros sin conocerlos, es hablar de la falta de valores de muchos chicos cuya edad oscila entre los 15-18 años, es hablar de la poca tolerancia, la poca cultura, es hablar del racismo, incluso hablar de cibersexo y como te explicas que menores de edad sepan o expresen cosas que en teoría no deberían conocer… Es hablar de todo y de nada a la vez porque fake no existe.

Pero mi frase del inicio es básicamente mi postura, uno actúa encontrando la similitud entre lo que somos y el personaje que interpretamos. Es por eso que cada que leo que un fake pone que todo es un juego me dan ganas de darle una cachetada virtual (más después de ver catfish y ver como hay personas que se divierten manipulando y jugando con los sentimientos de las personas) si quieren jugar a role play y que solo sea juego hay lugares especiales en donde les dan tramas a seguir y se reúnen ciertos días a la semana (como roles específicos en twitter con tramas establecidas y reglas de interacción) igual hay convenciones y si no les gusta eso, siempre están las barbies y los kens para ser manipulados a su conveniencia, basta de ir por la vida jugando con seres humanos, a menos que tengas una licencia medica y estés investigando un caso para premio nobel o algo importante, no eres ningún dios ni estas haciendo aportes de gran ayuda a la humanidad con tus juegos.

Después de todo esto si ustedes creen que hablo puras tonterías entonces los invito a crearse un fake en twitter y que compartamos experiencias.

Pd. No, no les voy a dar mi cuenta fake porque soy más popular que en mi vida real y eso es triste :( hahahahaha

XOXO

LaÖ